Verano de seducción

Verano de seducción

by 06/07/2017

Joey Gross Brown

Sí, finalizó el verano debajo de la línea del Ecuador y, como siempre, es la estación más aguardada del año. ¿La has aprovechado?

No por estar relacionado a o tener relación con playas, clima caliente y vacaciones, sino porque es la estación en la que practicamos todo nuestro poder de seducción.

Explico: un profesional de ventas debe, obviamente, tener un buen carácter, tener hábitos saludables, ser íntegro y verdadero, con mucha confianza en sí mismoy emprendedor. Tener valores justos y bien definidos para poder sembrar esa cultura y paquete de atributos de la empresa.

Pero, fundamentalmente, un profesional de ventas debe ser seductor. Es la seducción lo que genera especulaciones, dudas, garantías, confianza y fe. La seducción es la parte del juego donde toda la estrategia es aplicada al propósito mayor que es la influencia sobre personas y decisiones. Sí, créanlo: es la seducción lo que nos hace gastar cuando somos consumidores y nos hace vender mejor.

Nunca me consideré físicamente seductor, pero sé que en una conversación o, aunque sea, un diálogo rápido, mis atributos seductores están en cada palabra, yendo al encuentro de saber qué es lo que mi interlocutor espera de un inicio de confianza mutua. ¡Y es justamente eso! Tienes que saber que las primeras impresiones sobre una persona irán a determinar la longevidad y el nivel de estrechamiento de la relación. Las primeras impresiones siempre son: ¿Esta persona es confiable? ¿Esta persona es verdadera?

Sin miedo de seducir

Para hacer que tu poder de seducción sea el mejor posible, aquí van unas pocas pero buenas recetas de encanto y seducción intelectual. Superpolisa-proponuje-współpracę

1. Observa a tu ‘víctima’. Si ella da señales de que realmente quiere interactuar contigo es porque, ciertamente, va a querer algo a cambio. Elige personas más tímidas y menos elocuentes, que prefieran ceder a exigir. Conducela conversación siempre enfocándote en aquello que desees como resultado y no dejarlo para otro día.
2. Conquista a tu ‘víctima’. La seducción está en la paciencia de la conquista. Llegar de manera bruta o siendo excesivamente directa puede hacer que la persona se ponga a la defensiva y postergue el análisis sobre ti. En estos casos, intentar transmitir confianza será una pérdida de tiempo.
3. Sé un espejo. Las personas tienden a identificarse consigo mismas. En ese encanto, descubrir que ustedes comparten opiniones es un gran aliado para que haya una abertura y con eso más oportunidades de ser oído.
4. Muestra tu encanto y tus misterios. Entiende que no todo lo que tenemos para ofrecer debe ser mostrado inmediatamente. ¡Encanta! Muéstrate conocedor de aquello que ofreces, muéstrate dispuesto a enseñar y compartir conocimiento. ¡Ese consejo no falla!
5. Atención a los detalles. A todos les gusta algo místico. Inclusive si no estás exponiendo nada extraño, actúa como si estuvieran entre las nubes de lo extraordinario y la fantasía, pasando gradualmente a lo táctil, la realidad y la sensación de que la espada de Excalibur fue finalmente retirada de la piedra. Muéstrate misterioso hasta el momento de finalizar la conversación y decir qué es lo que quieres. En este momento, sé objetivo y correcto, sin difusiones o dudas. Pero sé positivo, humilde y muestra que el poder está en las manos de tu ‘víctima’, y que es el momento de que ella te entregue qué es lo que desea, ya que tu la has conducido a través de este viaje fantástico. Sé cortés y agradece.

¡Es bueno aprender!

Éstos son sólo algunos consejos de mi programa de enseñanza de ventas que será lanzado en el segundo semestre de 2017. En este programa estaré haciendo pequeños workshops y reuniones informales junto al equipo de gestión y ventas en empresas mayoristas y minoristas. En caso de que estés interesado, contáctame a través de joey.grossbr@gmail.com.

Ya si tu idea de seducción continúa siendo la de tener una apariencia espectacular y sin ningún contenido, tengo excelentes amigos que son personal trainers para indicarte.

¡Hasta la próxima!